Navidad Violeta.

3 01 2010

Navidad. Quince días para tres fiestas que tienen como prólogo el día 22, un clásico de cada año en el que todos ponemos nuestras ilusiones. Cuando desde Agosto vemos ese anuncio playero que te dice que ya se puede comprar lotería. Pero a medida que se acerca la fecha vamos teniendo números que nos llegan desde distintos sitios con la esperanza de que este año sea nuestro año. Y, aunque desde un mes atrás, poco a poco, nos vayan introduciendo en ese pre ambiente con el encendido de la luces y los distintos anuncios, para mi es ese día el que da el pregón oficial a las Navidades del año. La noche de antes para algunos, es la última antes de ser millonarios, y soñamos con la ilusión de oir nuestro número de la voz de los niños de San Ildefonso. Pero el duende de la fortuna esa noche visita sólo a unos pocos elegidos sobre los cuales sopla los polvos amarillos de la riqueza para que por la mañana vean reflejado su sueño. Mientras, los demás siguen sin verse al otro lado de la pantalla esperando que ocurra al año siguiente.

Y ese día, a la vez, es cuando abrimos la puerta en mi casa a las Navidades, siendo el momento de la puesta del árbol con sus bolas rojas de lazos dorados, el nacimiento con las innovaciones de cada año, y los distintos adornos caseros, al son de villancicos tradicionales. Una alegre apertura que este año vino acompañada de la nieve dos días antes para ambientarlo más invernalmente.

Pasear por la ciudad por la noche es una delicia llena de colores con sus luces en las calles. La ciudad se viste de gala como cada año y aunque este año repitiera vestido, se siente en ella el clima de estas fechas. Con las luces en forma de racimos de uvas, las estrellas, velas, palabras, estelas… así como los árboles con sus destellos azules que tampoco quieren ser menos en estos días. Llegando hasta el centro donde el gran árbol de Navidad este año creció en altura rodeado de comercios engalanados, belenes con diversas interpretaciones de la escena religiosa, pistas de hielo, o los tradicionales mercadillos de figuras, bromas, artesanía… Unido al treinta cumpleaños de Cortylandia, el mundo de fantasía para los niños y de escape para los mayores, que con su ya tan conocida sintonía nos cuenta cada año una historia con canciones.

Hasta que llega la Nochebuena. Una tarde especial donde se van juntando todas las familias y se termina de ir preparando la cena que unirá a todos en torno a una mesa. Una de las fiestas que se celebra globalmente en el que se celebra el nacimiento del Señor para los cristianos. Aunque con los años, la esencia navideña haya ido cambiando y no sean las actuales como las de antaño. Cuando se sentían de un modo mayor, se notaba que llegaba poco a poco y las luces eran de verdad luces navideñas. Un sentir que ha ido evolucionando en general al gasto, los excesos, las grandes cenas y publicitación de lujos, o la visita navideña de Papa Noel, que no tiene porqué traer grandes cantidades de regalos que son lo que parece se busca sólo ese día.

Este año la Navidad es de color violeta. Otros años es dorada, gris, blanca… El color de las fiestas que cada año son diferentes pero con la ilusión de pasarlas en familia y amigos. Y compartir por unos días la unión de estar juntos compartiendo los quince días desde Navidad a la despedida de Reyes…

Anuncios

Acciones

Information

One response

3 01 2011
Los números de 2010 « Postales desde el Fin del Mundo.

[…] Navidad Violeta. enero, 2010 […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: